El fútbol es el “deporte rey” por excelencia, por lo que es muy fácil ver a niños y niñas jugando partidos en cualquier patio de colegio, parque, polideportivo…, al momento de formar los equipos, se reparten los puestos a ocupar dentro del campo de juego. Normalmente, se tiende a utilizar como único baremo la técnica, pero otros factores como la personalidad también ayudan a determinar la posición del campo en la que cada jugador puede dar lo mejor de sí mismo. Aunque no sea una ciencia exacta, el análisis de los requerimientos de cada posición en el campo de juego, permite determinar qué rasgos de la personalidad son característicos y puede tener cada jugador a la hora de rendir al máximo en el rol que se le asigne.

  • Portero: es sin duda la posición del campo más ingrata, ya que en apenas una jugada puedes pasar de héroe a villano… y viceversa. Por este motivo, los porteros son personas con un alto nivel de confianza en sí mismos y con capacidad para sobreponerse a las dificultades y los errores rápidamente. Además, son personas valientes y capaces de asumir riesgos por el bien del resto del equipo, a pesar de que un error llama mucho más la atención que en cualquier otra posición.
  • Defensa: junto con el portero configuran la retaguardia del equipo, por lo que la seguridad en sus capacidades es un pilar fundamental. Sin embargo, al contrario que el portero, un defensa cuenta con compañeros a su alrededor, por lo que son comunicativos. Además, otras de sus cualidades más importantes son el liderazgo y habilidades estratégicas para adelantarse a los movimientos del equipo contrario.
  • Lateral: la figura del lateral es la que más ha evolucionado en el último tiempo, tomando mayor protagonismo y participación en la creación de la jugada desde el saque de meta. Actualmente deben ser muy ágiles mentalmente y estar en el detalle para no perder de vista la marca a sus espaldas y habilitar al adversario.
  • Centrocampista: son personas organizadas, creativas y analíticas que toman sus decisiones teniendo en cuenta todos los aspectos que le rodean y que trabajan en equipo. Destacan también por hacer de nexo entre todos los miembros del equipo no sólo dentro del campo, sino también estrechando lazos de amistad. Por otra parte, cuentan con una gran visión de juego, lo que les permite ayudar a posicionar a defensas y delanteros de la mejor forma.
  • Extremo: esta figura representa un punto principal para unir la idea estratégica del centrocampista y que sea plasmada correctamente, con un gol al adversario. En este sentido, suelen ser personas con mucha paciencia ya que no se cansan de intentar a través de diferentes jugadas, la tan ansiada asistencia o gol al contrincante.
  • Delantero: el encargado de hacer los goles. Son personas inquietas que destacan por su naturaleza competitiva, enfocada a conseguir objetivos. Por tanto, son también inconformistas y siempre quieren ir un paso más allá.

Teniendo en cuenta todo esto, ¿sabes ya cuál es la posición que más se adapta a ti? Si todavía tienes dudas, en Campus Experience Fundación Real Madrid contamos con los mejores expertos deportivos para asesorarte. ¡Ven y disfruta del fútbol como nunca lo habías hecho!

Comentar:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

20 − doce =